La auto-intoxicación empieza por el colon

El diccionario médico nos dice que constipación y estreñimiento son sinónimos, pero los terapeutas del colon hemos efectuado una taxonomía que diferencia estos dos términos.


En esta innovación idiomática, se ha considerado que constipación es ausencia de evacuación diaria, y, estreñimiento, consiste en evacuaciones parciales o incompletas de los residuos intestinales que se efectúan cada día. Se supone que un organismo sano bote totalmente sus desechos en el transcurso de 15 horas, siendo su última evacuación aproximadamente a las 10 de la noche.


Es increíble la cantidad de dinero que en el mundo entero se gasta en laxantes para el alivio de la constipación. Más del 30 % de la población del hemisferio occidental sufre de problemas de estreñimiento intestinal. Un alto porcentaje de fallecimientos se deben al cáncer de colon; algunos científicos afirman que la dieta alta en carnes y baja en fibras es la causa de esta patología.


Problemas tales como la colitis y diverticulitis, etc., afectan a millones de personas; a pesar de las décadas de investigación sobre estas enfermedades, su cura es aún desconocida para la medicina oficial ortodoxa.


La longitud del intestino grueso es aproximadamente de 1 metro y medio a 2 metros, dependiendo de la raza. Su calibre varía desde el ciego con grosor de 7 a 8 cm, disminuyendo en el colon transverso a 5 cm y en el colon descendente de 3 a 4 cm, ensanchándose luego en la ampolla rectal.


Es así como los Arios o Germanos y los Watusi de Africa, poseen un colon de 2 metros de longitud, mientras que los mediterráneos, latinos y chinos, tienen la longitud del colon de 1.5 mts a 1.60 metros aproximadamente.


Si el paciente manifiesta haber evacuado con una longitud de sus heces de 30 cm, estamos asumiendo que 20 cm de heces han quedado dentro del colon sin salir, y en el 98 % de los casos, ésta suele ser la única evacuación efectuada durante el día. Estamos aquí en el caso de un estreñimiento según nuestra nueva acepción. En la mayoría de los pacientes, éstos no evacuan sino heces muy delgadas y partidas, y en otras ocasiones en una masa amorfa. Tanto el estreñimiento, constipación y diarrea, nos están demostrando la presencia de grandes trastornos digestivos.


En el caso de evacuaciones sangrientas, ya los trastornos del colon han entrado en un proceso o fase de gravedad neoplásica.


En la Universidad Adventista de Loma Linda, Escuela de Medicina de California U.S.A., estudios efectuados han comprobado que de 1 kilo de alimentos ingeridos, se asimila solamente el 10 5, siempre y cuando sean productos naturales, y solo del 3 al 5 % si son alimentos refinados. También debemos tener en cuenta que los alimentos una vez que reciben las enzimas digestivas y los jugos gástricos, se expanden y aumentan de volumen y peso, es decir, 3 ó 4 cucharadas de alimentos aumentan y doblan su volumen dentro del estómago, por consiguiente, su desecho viene a ser mayor. Por esto, lamentablemente nos intoxicamos con los desechos que retenemos, haciendo más difícil la absorción de los alimentos en el intestino delgado.


Debemos saber que la auto-intoxicación es la causa y origen del decaimiento y mala salud que tiene n nuestra sociedad y cultura hoy en día.


No es necesario decir que las dificultades del tránsito catabólico trae problemas como la auto-intoxicación y constipación, cuestión que debe preocupar a toda persona, especialmente a los que practicamos la Medicina Alternativa Naturista; la suciedad en nuestro colon trae grandes desbalances y enfermedades con su gama de daños que son ruinosos en sus consecuencias.


La auto-intoxicación llega a ser una poderosa fuerza negativa sobre nuestro cuerpo, que nos roba la lucidez mental, el poder de discriminar con juicio sano, nos quita la vitalidad y por ende, la felicidad.

Entradas que pueden interesarte